Si de Nombres se trata

  Si de nombres se trata, Fomento tiene un record superado por pocos.

  Cuando el 12 de agosto de 1536 el ayuntamiento de la villa de Sancti Spíritus otorgó a Fernando Gómez una merced de tierra, éste informaba de la existencia de un caserío de antigua fundación, llamado el Sitio del Asno. Asentado éste en la llanura del mismo nombre. Ya en 1593 adopta el nombre de San José del Asno, que en 1596 cambia por San Sebastián del Asno o San Sebastián del Jumento. Poco después perdía el santo para ser solo Jumento. Y aquí empieza lo bueno, pues quien abra cualquier diccionario encontrará lo siguiente: “Jumento: m. Asno. Burro”.

   

  Durante un tiempo las cosas quedaron tranquilas hasta que los jumentenses, más o menos especialistas en el arte de...

Leer más

Si de Nombres se trata