Shortly About Me

  Currículo

  Bueno…
  Nací en Fomento, un pequeño pueblo cerca de… Más fácil. En el mismo centro del pueblo, frente al Policlínico Municipal, la Sede del Gobierno, el Local donde venden los merolicos y la tienda Panamericana. Bastante céntrico no. Ahí vivo todavía. Entonces caminas un KM en cualquier dirección, no importa, y te sales del pueblo, se te acaba. Si te embullas y sigues caminando… enseguida y por tus propios pies te encuentras en la mismísima Sierra del Escambray. Es ahí donde vivo.

 
  Lo de fotógrafo me vino por un amigo al que ayudaba para ganar algo extra. Estaba estudiando guitarra clásica en la ciudad de Santa Clara y no tenía ni calzoncillos que ponerme. Luego me quede un tiempo trabajando allí, dando clases en una escuela y como mi economía no mejoró tuve que irme a buscar otras tierras más fértiles. Vagué entonces por mi provincia, Sancti Spíritus, y por el municipio donde supuestamente podía encontrar un trabajo, al menos, decente, Trinidad. Pero nunca a nadie en esos lugares le intereso contratarme como músico ni profesor, ni siquiera al Centro Provincial de la música. Para comer tenía que seguir ayudando a mi amigo, el fotógrafo, hasta que no me quedo más remedio que tomar una cámara en mis manos y empezar a hacer las muy indecorosas y de mal gusto fotografías d niños y de quince años que se hacían en esos momentos en la Isla, por suerte hoy ha mejorado un poquito el gusto de las personas. Y así, poco a poco, como el Quijote, fui aprendiendo el oficio de caballe… digo de fotógrafo, leyendo revistas viejas y artículos d internet sin tener internet. Luego pues me enamore un poco del oficio y de la tan necesitada solvencia económica que casi salvó mi vida y la de mi familia y más tarde de la fotografía como medio de expresión. Me gusta la fotografía de naturaleza porque por naturaleza, soy guajiro.

 
  Actualmente soy el fotógrafo desconocido que hace la labor tan necesaria de plasmar los recuerdos de las personas y hacer fotografías para documentos en el pequeño pueblo hermoso que nadie conoce. Y a veces, cuando el trabajo me lo permite, juego al fotógrafo para satisfacer mis propias necesidades. Gracias a la generosidad de personas a las que a veces ni siquiera les he visto nunca la cara, cuento con una cámara… decente podría decir y gracias a un buen amigo pude publicar un pequeño sitio web con mis trabajos mejor pagados, los que me encargo yo mismo. www.fomentografia.com sin internet.

 
  Ah… se me olvidaba.
  Me llamo Wilian, Wilian Ruiz.